SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.43 issue1Toward Better Access to Health Insurance Coverage for U.S. Retirees in MexicoSugestión de la Sociedad Mexicana de Salud Pública sobre el control de la adicción a la nicotina author indexsubject indexarticles search
Home Page  

Salud Pública de México

Print version ISSN 0036-3634

Salud pública Méx vol.43 n.1 Cuernavaca Jan./Feb. 2001

http://dx.doi.org/10.1590/S0036-36342001000100009 

INDICADORES

 

Principales resultados de la estadística sobre mortalidad en México, 1999

 

 

Como ha ocurrido en años recientes, en esta ocasión se presentan seis cuadros que resumen algunos de los datos más relevantes sobre la mortalidad registrada en 1999. Este es el segundo año de uso, en nuestro país, de la nueva Clasificación Internacional de Enfermedades (CIE-10), lo cual permite efectuar comparaciones más directas con el comportamiento de la mortalidad durante el año anterior. Los datos fueron obtenidos mediante el procesamiento de las bases de datos proporcionados a la Secretaría de Salud por el Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (INEGI).

No se debe olvidar que el cambio de la CIE-9 a la CIE-10 trajo consigo algunas repercusiones tanto en el número de patologías como en los criterios de selección de la causa básica de defunción. Se espera que tan sólo el efecto del cambio en la clasificación se refleje en un descenso importante de las enfermedades respiratorias tales como neumonía y bronconeumonía y que se eleven las enfermedades infecciosas y parasitarias por la transferencia del síndrome de inmunodeficiencia adquirida a ese capítulo. El paro cardíaco desaparece de las enfermedades cardiovasculares puesto que, tratándose de una forma de morir, no constituye realmente una causa, y ahora se codifica dentro del capítulo de signos y síntomas mal definidos.

En ese año destaca una pequeña reducción en el número absoluto de muertes, que contrasta con la tendencia ascendente de los últimos años; esta reducción se traduce en un descenso en las tasas de mortalidad general y para casi todos los grupos de edad. Persisten, como en otros años, los problemas de subregistro de defunciones, particularmente críticos en los estados de Durango, Guerrero, Nayarit y Sinaloa, que hacen imposible un análisis del comportamiento de la mortalidad en esas entidades federativas.

Se aprecia también el avance en el proceso de transición epidemiológica, puesto que continúa el descenso de la mortalidad por enfermedades transmisibles y el ascenso en la proporción de defunciones por enfermedades crónico-degenerativas. Persisten las enfermedades del corazón, los tumores malignos, la diabetes mellitus, los accidentes y las enfermedades del hígado, en ese orden, como las cinco principales causas de muerte en el país; de ellas destaca la diabetes mellitus por su mayor incremento respecto a las demás. Por otra parte, también se reduce el peso relativo de las muertes de los menores de cinco años y de otros grupos de edad antes de los 45 años, mientras que a partir de esa edad se eleva el número de muertes respecto al año anterior. No se aprecian cambios significativos entre los sexos. Estos cambios se pueden observar al comparar cada uno de los seis cuadros con los datos publicados el año anterior.

La Dirección General de Estadística e Informática de la Secretaría de Salud pone a disposición de los lectores el anuario correspondiente, para ampliar la información con relación a otros aspectos de la mortalidad cuya fuente es el certificado de defunción y en donde se pueden apreciar cuadros con datos acerca del nivel educativo, condición laboral, atención médica previa a la muerte, tamaño de la localidad, certificación médica, causas específicas por edad y sexo, etcétera.

 

 

 

 

 

 

 

 

Sección preparada por la Dirección General de Estadística e Informática de la Secretaría de Salud, México.