SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.1 issue5Enfermedades producidas por radicales libresSe evalúan los indicadores clínicos de enfermedad pediátrica grave author indexsubject indexarticles search
Home Page  

Revista Panamericana de Salud Pública

Print version ISSN 1020-4989

Rev Panam Salud Publica vol.1 n.5 Washington May. 1997

http://dx.doi.org/10.1590/S1020-49891997000500011 

Para el año 2020 habrá el doble de discapacidad visual

 

 

Expertos de la Organización Mundial de la Salud indicaron recientemente que en los próximos 25 años puede esperarse un aumento considerable de la ceguera y la discapacidad visual grave, que ya constituyen un importante problema de salud pública. La situación constituirá una carga socio-económica de alcance universal y un impedimento al progreso de algunos países de ingresos medianos y bajos. Como resultado de las reuniones celebradas en Ginebra a fines de febrero de 1997 por el Grupo Asesor de la OMS sobre la Prevención de la Ceguera y el Comité de Asociación de Organizaciones de Desarrollo no Gubernamentales dedicadas a la Prevención de la Ceguera y a la Educación y Rehabilitación de los Ciegos, se ha recomendado lanzar una nueva iniciativa mundial coordinada por la OMS con el fin de aunar los esfuerzos de organismos internacionales, gobiernos, organizaciones no gubernamentales de desarrollo e industrias en una lucha sostenida contra la ceguera.

Existe una red de cerca de 50 organizaciones de desarrollo no gubernamentales que actualmente invierten unos US$ 80 millones al año en la lucha contra los trastornos visuales y la ceguera. La red desea movilizar recursos adicionales, ya que esa cantidad no es suficiente para hacer frente al problema. Hoy día casi 150 millones de personas sufren trastornos graves de la visión y 38 millones de ellos están ciegos. Los expertos de la OMS declararon que más de dos terceras partes de esos trastornos podrían haberse evitado con intervenciones preventivas o tratamientos oportunos y adecuados. Todos los años pierden la visión 7 millones de personas, pero más de 70% de ellas reciben tratamientos que les devuelven esa capacidad. El número de personas ciegas en el mundo aumenta anualmente en incrementos de alrededor de 2 millones. De estos nuevos casos, 80% se deben a trastornos del envejecimiento. Según las tendencias demográficas, para el año 2020 el número de personas mayores de 60 años casi se habrá doblado y llegará a alrededor de 1,2 billones. Se cree, por lo tanto, que para ese tiempo habrá alrededor de 54 millones de personas ciegas mayores de 60 años, más de 50 millones de ellas en países en desarrollo. El total de personas ciegas en otros grupos de edad excederá de los 21 millones.

Entre las causas principales de ceguera y discapacidad visual relacionadas con la edad figuran las cataratas (a las que se deben 16 millones de ciegos), glaucoma (5,2 millones) y retinopatía diabética (cerca de 2 millones). Estas enfermedades han sobrepasado el tracoma, la xeroftalmía y la oncocerciasis, que se han reducido pero persisten aún como causas importantes de ceguera prevenible en algunos lugares del mundo. Debido a la transición demográfica, para 2020 tanto la carga de esas enfermedades como la demanda de servicios habrán aumentado en términos absolutos. Con el aumento de la demanda y la introducción de nuevas tecnologías también habrán aumentado los precios de los servicios. Los participantes en las reuniones antes mencionadas hicieron hincapié en que las intervenciones preventivas ahorran dinero a la larga, pues evitan los gastos de rehabilitación mientras que aumentan la productividad. Son oportunidades de inversión que rinden ganancias económicas y humanitarias. (Organización Mundial de la Salud. WHO sounds the alarm: visual disability to double by 2020. Comunicado de prensa WHO/15, 21 de febrero de 1997.)