SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.2 issue1En búsqueda de un tratamiento para la enfermedad de AlzheimerReevaluación de la prevalencia de la esquistosomiasis en el Brasil author indexsubject indexarticles search
Home Page  

Revista Panamericana de Salud Pública

Print version ISSN 1020-4989

Rev Panam Salud Publica vol.2 n.1 Washington Jul. 1997

http://dx.doi.org/10.1590/S1020-49891997000700018 

Un sistema para evaluar la farmacodependencia en la ciudad de México

 

 

La farmacodependencia no afecta exclusivamente a quien la padece, sino que extiende sus efectos negativos sobre los ámbitos familiar, académico, laboral y comunitario del usuario. De ahí su incidencia directa sobre la salud, la economía y la dinámica social de un país. Como México carece de sistemas de notificación obligatoria, el Sistema de Reporte de Información sobre Drogas (SRID) ofrece una alternativa útil , sobre todo por su confiabilidad y bajo costo, para aquellos países en vías de desarrollo que disponen de recursos limitados para encarar otro tipo de encuestas.

El Instituto Mexicano de Psiquiatría había establecido su propio sistema de reporte sobre drogas, ante la necesidad de contar con información periódica y homogénea que permitiera el diseño de programas de prevención. Con el fin de su evaluación por el SRID, se recopilaron diversos indicadores, entre ellos los sugeridos por la OMS y los empleados por sistemas similares en los Estados Unidos de América, Canadá y Hong Kong, además de los que se consideraron relevantes para el caso de México. Una vez elaborada la base metodológica, en septiembre de 1986 el SRID comenzó a operar en el área metropolitana de México, DF, después de haber concertado la participación de diversas instituciones públicas. Para noviembre de 1995, los perfiles de los consumidores de drogas incluían una mayoría de varones (9:1), primer contacto con la droga entre los 12 y 19 años, y predominio de solteros y de nivel socioeconómico bajo. En general, el motivo más importante del ingreso de usuarios a instituciones de salud fue por solicitud de tratamiento (73,5%) ; en cuanto a organismos judiciales, fue por actos ilícitos (50,8%) tales como robos y lesiones. En referencia al tipo de droga consumida, cabe destacar el considerable incremento registrado por la cocaína, ya que valores de l,6% en 1986 habían ascendido a 31% en 1995. Variados son los factores determinantes de este aumento: mayor disponibilidad de la droga en el  mercado, consiguiente abaratamiento que la hace accesible para sectores de bajos recursos y también para jóvenes, persistencia en muchos usuarios de la asociación entre cocaína y estatus, y popularización de derivados de todavía menor precio (crack, hoy definido como "droga del pobre").

El establecimiento del SRID en México ha permitido contar con información periódica y actualizada sobre el consumo de drogas durante los últimos 10 años, lo que suministra una base adecuada para la implementación de políticas nacionales en materia de investigación y prevención de la farmacodependencia. Dado que el SRID reconoce que sus resultados son representativos de un grupo específico de la población y por tanto de valor limitado, en la actualidad se está incorporando a instituciones privadas para poder así disponer, se espera que a corto plazo, de los datos correspondientes a ese sector. (Galván-Reyes J, et al. El Sistema de Registro de Información sobre Drogas: un auxiliar diagnóstico en la evaluación de la farmacodependencia. Salud Publica Mex 1997; 39:61-67).