SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.6 issue2Los medicamentos para prevenir la osteoporosis: ¿cómo elegirlos?Debate sobre el uso de tamoxifeno en mujeres en riesgo de cáncer de mama author indexsubject indexarticles search
Home Page  

Revista Panamericana de Salud Pública

Print version ISSN 1020-4989

Rev Panam Salud Publica vol.6 n.2 Washington Aug. 1999

http://dx.doi.org/10.1590/S1020-49891999000700009 

El citomegalovirus como facilitador de la progresión de la infección por VIH-1

 

 

Se sabe desde hace mucho tiempo que el citomegalovirus (CMV) actúa como cofactor en la progresión de la infección por el virus de la inmunodeficiencia humana tipo 1 (VIH-1). En un estudio reciente se estudió prospectivamente a 440 lactantes (75 de ellos con infección por VIH-1 y 365 sin infección) con CMV que habían nacido de madres infectadas por VIH-1. Se definieron como indicadores de progresión de la infección por VIH-1 la presencia de síntomas de clase C (según los criterios de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades en Atlanta, Georgia) o recuentos de linfocitos CD4 menores de 750 células por milímetro cúbico antes de cumplir 1 año y de menos de 500 células por milímetro cúbico antes de cumplir 18 meses.

Se observó una frecuencia similar de infección por CMV al nacer en los niños con y sin infección por VIH-1 (4,3 y 4,5%, respectivamente). No obstante, los lactantes infectados por VIH-1 mostraron una mayor tasa de infección por CMV a los 6 meses de edad (39,9 frente a 15,4%, P = 0,001) y siguieron teniéndola hasta que cumplieron 4 años de edad (P = 0,04). Al llegar a los 18 meses, los lactantes con ambas infecciones mostraron progresión de la infección por VIH-1, síntomas tipo C o muerte, así como déficits de la coordinación motora o anomalías del desarrollo cerebral con mayor frecuencia que los niños que solo tenían VIH-1. Se efectuó un análisis de regresión de Cox, el cual arrojó una asociación con un riesgo aumentado de progresión de la infección por VIH-1 (riesgo relativo, 2,59; IC95%, 1,13 a 5,95).

Se concluye, sobre la base de los resultados obtenidos en este estudio, que los lactantes infectados por VIH-1 que contraen la infección por CMV durante los primeros 18 meses de vida muestran un aumento significativo de la progresión de la infección por VIH-1 y de afección del sistema nervioso central que los que solamente tienen infección por VIH-1. (Kovacs A, Schluchter M, Easley K, Demmler G, Shearer W, La Russa P, et al. Cytomegalovirus infection and HIV-1 disease progression in infants born to HIV-1 infected women. N Engl J Med 1999;341(2):77-84.