SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.8 issue5Categorizing variables in the statistical analysis of data: consequences for interpreting the resultsEl antígeno 3 de la fase intrahepática: ¿base para una vacuna contra la malaria? author indexsubject indexarticles search
Home Page  

Revista Panamericana de Salud Pública

Print version ISSN 1020-4989

Rev Panam Salud Publica vol.8 n.5 Washington Nov. 2000

http://dx.doi.org/10.1590/S1020-49892000001000006 

Instantáneas

 

 

Descubrimiento sorprendente sobre los vectores resistentes a los plaguicidas

 

 

El rociamiento con plaguicidas hasta ahora ha constituido el medio principal para combatir las enfermedades transmitidas por mosquitos, como la malaria y la filariasis. Pero un descubrimiento sorprendente pone en duda la idoneidad de este enfoque. Según un estudio reciente efectuado en el Asia, los mosquitos Culex quinquefasciatus resistentes a los insecticidas son menos propensos a transmitir la filariasis tropical que los que son susceptibles. Si este asombroso hallazgo se aplica por igual a otras especies de insectos transmisores de enfermedades, las consecuencias para el control de las enfermedades transmitidas por vectores podrían ser gigantescas. Por años, la premisa clásica de que un menor número de mosquitos resistentes se traduce en una menor tasa de transmisión ha llevado a los investigadores a dedicar un grande y prolongado esfuerzo a descubrir nuevos plaguicidas contra los cuales no haya resistencia. Pero de ser válidos los resultados de este estudio reciente, todo este empeño podría haber sido inútil y hasta contraproducente en lo que respecta a la lucha contra las enfermedades transmitidas por vectores.

Una de las esterasas que se encuentran en los mosquitos resistentes se expresa con mayor intensidad en el aparato digestivo del insecto y en sus glándulas salivales, capa subcuticular y túbulos de Malpighi, lo cual altera el potencial de reducción y oxidación de las células que integran estas estructuras. Ya que las larvas de los parásitos tienen que atravesar estos tejidos para alcanzar su pleno de sarrollo, es posible que la supervivencia del parásito y, por ende, la capacidad del insecto para funcionar como vector, se vea directamente afectada por la resistencia del insecto a los plaguicidas. Ello podría explicar por qué suele haber menos parásitos en los mosquitos resistentes.

Mecanismos de resistencia de este tipo se han detectado en Anopheles albimanus y A. culicifacies, mosquitos transmisores de la malaria. La investigación que ha arrojado los resultados sorprendentes fue dirigida por Janet Hemingway de la Universidad de Cardiff, Reino Unido, en mosquitos Culex quinquefasciatus hallados en viviendas de pacientes con filariasis en Sri Lanka. De ella se desprende el siguiente interrogante: ¿Se debe fomentar activamente la supervivencia de mosquitos resistentes a los plaguicidas? Según Hemingway, sería erróneo concluir que sí, en vista de que la proliferación descontrolada de la población de mosquitos resistentes redundaría a la larga en un aumento general de la transmisión. (McCarroll L, Paton MG, Karunaratne SHPP, Jayasuryia HTR, Kalpage KSP, Hemingway J. Insecticides and mosquito-borne disease. Nature 2000;407:961-962.)