Instantáneas

 

Factores socioeconómicos y ambientales protectores o de riesgo frente a la malaria grave en Tailandia

 

 

Todavía no se conocen bien los factores que predisponen a la malaria grave, pero se cree que entre ellos hay factores relacionados con el huésped y con el parásito. En este estudio transversal, los autores analizan los factores socioeconómicos y ambientales que predisponen a la malaria grave o protegen frente a ella. El estudio se realizó en Tailandia entre febrero y diciembre de 1998. Participaron 46 casos de malaria grave, 72 de malaria no grave con gran biomasa parasitaria y 40 con malaria leve. Los casos graves se definieron por la presencia de un frotis de sangre positivo para Plasmodium falciparum, con alteración de la consciencia (puntuación de Glasgow del coma £ 11) o creatinina sérica > 3 mg/dl. Los casos no graves con gran biomasa parasitaria se definieron como aquellos que tenían parasitados más del 5% de los eritrocitos, que presentaban recuentos de parásitos > 200 000/dl o que tenían esquizontes circulantes, pero que no cumplían ninguno de los criterios de malaria grave antes mencionados. A su vez, los pacientes con malaria leve presentaban frotis de sangre positivos para P. falciparum, pero no cumplían ninguno de los criterios antes mencionados y no tenían ictericia.

Todos los pacientes fueron entrevistados al cuarto día del ingreso para obtener datos acerca de la localización y duración de la residencia, del número de personas en la casa, de las medidas antivectoriales aplicadas (mosquiteros, repelentes fumigación de la casa con DDT), los ingresos, el nivel educacional, el origen étnico, las creencias sobre la gravedad de la malaria, los hábitos de automedicación, la distancia a los servicios sanitarios, la frecuencia de actividades forestales y la duración de los síntomas antes del ingreso. Regularmente, también se efectuaron recuentos hematológicos, pruebas bioquímicas sanguíneas y exámenes de heces. El estado nutricional se valoró en función del índice de masa corporal y se consideraron malnutridos los pacientes con valores inferiores a 18,5 kg/m2.

En total se estudiaron 158 pacientes con malaria por P. falciparum. De los 46 con malaria grave, 4 tenían insuficiencia renal aguda, 12 tenían insuficiencia renal aguda y malaria cerebral, y 30 tenían malaria cerebral. La parasitemia mediana fue de 95 790/mL (rango intercuartílico: 30 000 a 290 000/ mL) para los casos graves, de 79 000/mL (23 000 a 205 000/mL) para los casos de malaria no grave con gran biomasa parasitaria, y de 8 100/mL (790 a 32 400/mL) para los casos de malaria leve.

En los modelos de regresión logística escalonada se incluyeron las siguientes variables: duración de los síntomas, edad, origen étnico, ingresos, uso de mosquiteros, uso de repelentes, automedicación antimalárica, fumigación de la casa con DDT, duración de la residencia, antecedentes personales de malaria, helmintiasis, índice de masa corporal y volumen corpuscular medio. De estos modelos se eliminaron las variables cuyo valor P fue < 0,15.

Al comparar los casos de malaria grave y leve, la mayor duración de la residencia y el empleo de medicaciones antimaláricas se asociaron a la protección frente a la malaria grave, con razones de los productos cruzados (odds ratio: OR) ajustadas de 0,36 (intervalo de confianza del 95%: 0,09 a 0,83) y 0,08 (intervalo de confianza del 95%: 0,009 a 0,84), respectivamente. A su vez, al comparar los casos de malaria grave con los de malaria no grave con gran biomasa parasitaria, las helmintiasis y el bajo índice de masa corporal también se asociaron a un significativo efecto protector, con OR ajustadas de 0,24 (intervalo de confianza del 95%: 0,07 a 0,78) y 0,11 (intervalo de confianza del 95%: 0,02 a 0,58). Incluyendo todas las variables en el modelo de regresión lineal escalonada se obtuvieron resultados similares.

A juicio de los autores, estos resultados indican que la inmunidad específica y la automedicación antimalárica están implicadas en el control de la multiplicación del parásito, mientras que las helmintiasis y la malnutrición afectan de forma más específica a la patogénesis de la malaria grave. (Nacher M, Singhasivanon P, Vannaphan S, Treeprasertsuk S, Phanumaphorn M, Traore B, et al. Socio-economic and environmental protective:risk factors for severe malaria in Thailand. Acta Tropica 2001; 78:139-146)

Organización Panamericana de la Salud Washington - Washington - United States
E-mail: contacto_rpsp@paho.org